30/7/18

La magia siempre empieza contigo.....




















 Y sin darnos cuenta… estamos en el Ecuador del verano, si… y el calor aún no se ha instalado, un verano “atípico”, escucho continuamente…y la verdad que es Raro, raro, raro…
En los pueblos se está genial, la verdad, pero hay que ir mas tapada de la cuenta, porque refresca demasiado, y en la playa…, “una put….” porque no terminas de disfrutar hasta las tantas, las tardes interminables viendo la puesta de sol, pasas frío en la terraza cenando y cierras hasta la ventana para dormir, (cosa que impide disfrutar de ese sonido tan maravilloso como las olas y el mar)…

Para mi, este es un verano diferente, pero desde hace mucho, muchos años, cada verano es muy diferente.
Hoy me disponía ya a trabajar, cuando anoche sentía la necesidad de escribir, y desde bien temprano rondan frases, cosas, y “asuntos” en mi cabecita loca que no para… y me dije que hasta no escribiera, no podría seguir, y continuar con todo lo que me espera…

Un verano que dos proyectos importantes ocupan la mayor parte de mi tiempo, y sobre todo mi mente, y de los cuales he desconectado 5 días, completamente.

Los veranos anteriores, han estado marcados, por enfermedades, sustos, y esos locos bajitos que me traían frita, sin darme tiempo a descansar, “resetear”, y coger fuerzas, pero aún así no dejo de dar Gracias a Dios, por ser una privilegiada.
Menos los momentos de disfrutar de mis hijos, es mejor conseguir borrar estos veranos pasados, y el ultimo ha formado parte del mas doloroso de mi vida, junto con otro innombrable, que han sido demasiado consecutivos.

Pero ya estoy “reseteada”, y apuesto por esa Libertad de uno mismo que da dejar de mirar atrás y empezar a ser, sentir, vivir, en una palabra  Disfrutar de cada momento. 

El sábado aprovechando tener tiempo, llamé a una amiga, una muy querida amiga de esas que no ves, pero que tienes la facilidad de ser  nosotras mismas, y me contaba que estaba pasando una racha complicada, con pruebas médicas, y mi cabeza se inundó de momentos, nada lejanos, al contrario, y era una situación tan parecida a la vivida en mi casa que solo sabía decirle, que se tranquilizara, que no se obsesionara, que se iba a buscar lo que no tenia, que yo lo había vivido y que te consume. Ella es mas parecida a Manolo y en este aspecto, yo mas parecido a su marido que es alguien a quien Adoro. 
Yo si tengo esa facilidad, lo reconozco, me niego a estar perdiendo el tiempo en machacarme y sobre todo con las cosas que no puedes hacer en ese momento. Soy una mujer orquesta, si, no lo puedo remediar, sirvo igual “para un roto que para un descosío”, soy disfrutona y disfruto lo que hago, me implico en las cosas, me gusta opinar y “no me lleva el aire”, ni aunque sea ese poniente que hemos tenido en la Costa de Huelva.

Estoy en ese verano, donde una obra.., o mejor dicho un Obrón, nos trae de cabeza, (y digo nos trae porque Manolo y yo andamos de cabeza y con los quebraderos de coco y las filigranas que ello conlleva). 













 4 Generaciones han pasado por este Portón, el HOGAR de mi familia paterna, dando pasos nosotros, mi familia, dónde ubicaremos con mucho sacrificio nuestro nuevo Hogar, con muchas Ilusiones y retos, y no sin previos sofocones, ja-ja.
 Con la sorpresa de encontrar este mensaje de mis abuelos paternos, y quedándome con la bendición por parte de ellos, y los pensamientos de que la casa está en manos de quien debía estar.


En ocasiones la vida te da sorpresas, cuando menos te lo esperas, y te hacen poner aún mas Ilusión en proyectos. Gracias Abuelos.

Unos meses que ando preparando la nuevo colección de mi marca de cara al 2018/2019  @muacks.es y donde es un full time a preparar todo para Otoño, promociones, shooting, emails, etc. Aprendiendo, haciendo cursos, y levantándome mas temprano que en toda mi vida, porque las tardes son exclusivas para mis hijos, y verles reír, disfrutar, y también pelear sigue siendo mi prioridad.

Para mi las calles a las 6:30 o 7 am, no estaban puestas, solo en ocasiones que viajaba por trabajo (siento herir para quien si), pero … el otro día le decía a mi madre que no me había levantado mas temprano en mi vida y lo mas gordo que no me cuesta ni trabajo (lo que os he dicho, llegados los 40+, perdemos hasta el sueño, ¡que horror!, con lo que me gusta a mi estar en la cama….)
Pero… hacer lo que nos gusta es libertad y mas aún que nos guste lo que hacemos…., ¡¡¡ eso si que nos da felicidad !!!!

Pero también está siendo un verano mágico, porque estoy teniendo tiempo, para volver a mi Rompido de mi alma, y disfrutar del Portil, la playa, esos desayunos en la terraza de mi madre, mirando el mar, bajar y subir con los niños, que ya hasta te ayudan a llevar las cosas.
Disfruto de preparar las botellitas de agua, de que no me falte mi “tintito de verano”, de sentarme en esa silla y ponerme en la orilla sola mientras todos están en la siesta, y yo disfrutando del silencio, las fotos, y hartándome de sol…(para mi dormir la siesta cuando voy es perder el tiempo).
Comer pescaíto de mi madre (yo nada mas llegar digo que de cocina no deseo saber mucho), y saborear esas sardinas en la Otra Banda (como la llamamos los autóctonos), mientras luego me tumbo literalmente en la hamaca .
MI familia, mi madre, esa locura de sobrinos e hijos gritando todo el día (4 iguales imaginaros , la función nunca para…), Pues hasta me gusta…, ja-ja aunque proteste lo indecible.
A mi el Rompido y la otra banda, me permiten sentirme libre, la soledad en la playa me permiten que la mente se quede en blanco.
Son de esos lugares mágicos que consiguen que vuelva a conectar conmigo misma. Es ese destino donde el estrés y el día a día deja paso al disfrute y recargar pilas casi sin darme cuenta.

Tres días convertidos en cinco, (los he alargado…), que me han cundido como 1 mes, y que dan paso a seguir disfrutando con mis objetivos, retos y mis madrugones, porque aunque es trabajo, yo disfruto mucho con el. (Aunque como todo Negocio y Autónoma que soy, los quebraderos de cabeza son tremendos), pero como siempre digo, nadie me lo ha impuesto, ha sido elección mía.

He cogido fuerzas, esas que se me habían ido de tanto marear muebles de una casa a otra, “xismes varios”, y todo lo que conlleva meterte en un obra en una casa y encima, queriendo dártelas de “apañá”, y querer en este “periodo vacacional”: restaurar, preparar, cambiar y tunear muebles que aparte del cariño que le tienes, sabes que quedarán genial. 
 Esto del “youtube” está haciéndonos mucho daño (os lo aseguro) a las que somos adictas a inventar continuamente y encima nos creemos que nos va a quedar genial. Y yo soy de esas, Manolo ha desistido finalmente y se limita a llevarme y traerme lo que voy diciendo con la ayuda de un hombre (que mantengo en el anonimato), pero que aguanta mis piraras y mis ahora aquí y allí…, junto con ese super sobrino que está en plena adolescencia, y que está siempre dispuesto a lo que yo necesite, al que adoro porque lo considero “mi 3º”, y porque aunque no es mi sangre, lo quiero a rabiarrrrrrrr.

Es un verano de escuchar música…. ¿ohh si… que maravilla!, que la música haya vuelto a mi vida mientras hago y deshago, y lo mejor, que ya no me siento un “bicho raro” sin saber lo que suena, porque ya están mis peques en la edad, que ellos, marcan lo que está de moda…. y tienes que preparar esa música para ellos. (Yo me pregunto: ¿dónde y cuando se enteran de las canciones y todo las últimas… si son tan pequeños?).

También está siendo un verano dedicado a la fotografía, a descubrir nuevas aplicaciones, nuevas técnicas, y menos fotos mías, tengo fotos hasta de las almejas que me como….
Con lo que me gustan las fotos y literalmente que me hagan fotos, (porque me encanta que me hagan fotos, lo reconozco), no tengo mías mas que las que me hago alargando todo lo que puedo mi brazo en un selfie…, que lastima. Eso si, he conseguido sacarme hasta mona y todo, todo es cogerle el truco.
Al próximo año, pido por mi cumple un “Vale para Mery Ferraro me haga una buena sesión”,  (Manolo:  apunta apunta)….porque desde que mi padre, que era quien mejor me fotografiaba, y además le gustaba, (cosa que he heredado de el), dejó de tener  pulso, no he vuelto a tener una foto decente. ¡Él si que sabía cómo y cuando apretar el botón!

Y está siendo el verano de Instagram…., reconozco que me pirra,  y  si, me da exactamente igual que me critiquen, yo voy haciendo lo que siento en cada momento. @macucona es mi perfil y cero filtros, tal y como soy.
Me daba un poco de vergüenza, (porque aunque no la conozco), de tanto estar investigando y analizando y perfeccionando, por otro asunto, el laboral, realmente me he enganchado, y sinceramente las RRSS me encantan, respeto a quien no, pero sobre todo que me respeten a mi.

Y si a esto le sumamos que el facebook, no para de inundarte de artículos, y anuncios de bebidas que te ayudan a mantener el vientre plano, cambiar metabolismo y adelgazar en una semana,  mientras la que escribe está mas “boliña” que nunca…, solo queda ponerme morenísima, porque el moreno mejora el aspecto y  todo lo disimula…. Lo mío es de traca, os lo aseguro, me paso la vida controlándome, haciendo deporte, pero eso que me guste tanto alternar y salir, y siempre tengo un sarao…., que este tema me trae de cabeza. 

Así que ya en “Costa Bellota”, me queda mi adorado “Pellejo Resort” , mi Paraiso2, donde esas siestas en el agua no tienen fin, mientras me deleitan mis guarritos, ovejitas y vacas, con su “musica”, me inspiro, disfruto y hago de las mejores fotografías en localizaciones difíciles de mejorar. Todo un privilegio, de verdad.

Despedimos un Julio 2018, que ha habido de todo, y le damos la bienvenida a Agosto 2018, que espero esté lleno de trabajo, amig@s, sonrisas, buenos momentos, familia, prim@s, y  todo lo que podamos, que septiembre está a la vuelta de la esquina.

Y recuerda: 
“la Magia siempre comienza contigo……”


Alllá vamos Agosto!!!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario